Metodologías de la Enseñanza
ÍNDICE INTRODUCCIÓN JUSTIFICACIÓN DESARROLLO CONCLUSIÓN

CONCLUSIONES

Sabemos que al referirnos a educación tratamos un proyecto muy amplio, y no me refiero a la currícula y los años que uno se pasa en la educación básica, sino que hablamos de preparar la sociedad del futuro, y parece que a veces los docentes nos olvidamos de esto -y nos quedamos con lo primero-. Lo mejor que podemos hacer desde nuestra práctica educativa es contribuir a una mejor socialización de las nuevas generaciones desde la materia que impartimos y prepararles para que diseñen acciones que mejoren nuestro mundo.
En repetidas ocasiones hemos comentado en clase que la escuela sólo se dedica a seleccionar, organizar y trabajar con contenidos poco relevantes, a veces nada motivadores para los estudiantes y, por lo tanto, alejados de la realidad en que se ubican las escuelas mismas. Las situaciones y problemas de la vida diaria, las necesidades del entorno y las preocupaciones personales quedan fuera del contexto escolar.
Los docentes necesitamos adoptar nuevos roles: de guía, de facilitador, de mediador, pero siempre propiciando aprendizajes en los niños; generando que los procesos se realicen, observando y atendiendo características de desarrollo de los niños para ser más efectiva nuestra labor como docente. Y estar conscientes de que se enseña en una situación o contexto de interactividad negociando significados que el docente posee como agente educativo, para intentar compartirlos con los alumnos, quienes no los tienen pero los han de reconstruir. Dicho en forma sintética, el profesor debe aceptar los saberes socioculturales con los procesos de internalización subyacentes a la adquisición de tales conocimientos por parte del alumno.
Para llegar a esto no va a ser con la simple intención, habrá que formular nuevas propuestas pedagógicas, no solo curriculares. Y es necesario tener en cuenta que la construcción de propuestas pedagógicas curriculares supone un profesor/a bien preparado, preocupado en ampliar los espacios públicos en el que se dan los debates y se toman decisiones, así como para articular concepción e implementación, pensamiento y práctica, con proyectos colectivos.
Son los profesore/as, los que pueden desarrollar formas alternativas de pedagogía que privilegien la lucha por la inclusión, a partir de currículos que acojan las diferencias culturales que marcan los individuos y los grupos sociales y, al mismo tiempo, constituyan espacios en que se enseñen y aprendan los conocimientos y las habilidades necesarias para la transformación de las relaciones de poder que socialmente producen y preservan tales diferencias.



1. Freire, P. Pedagogía de la Esperanza. Siglo XXI, México.1993
2. Freire P. ¿Extensión o comunicación?. Siglo XXI: México. 1979
3. La Universidad de Morón, en España.
Unless otherwise stated, the content of this page is licensed under Creative Commons Attribution-ShareAlike 3.0 License